Nuestra marca nace en 1934, cuando el primer Valentín del Barrio abrió su pequeño taller de artesanía del cuero en las calles de Madrid. Hoy en día, es ya la tercera generación de la familia la que continúa trabajando de esta misma forma el cuero, manteniendo la filosofía que durante todos estos años ha llevado a Valentín del Barrio a ser una de las marcas referentes entre los artículos de piel.

La idea creativa que hay detrás de nuestros productos está inspirada en la combinación del color, formas y diferentes texturas de pieles. Un estilo abierto a explorar todas las oportunidades que un material tan noble como el cuero puede darnos.

Como Valentín del Barrio, hemos colaborado en la elaboración de colecciones de las más prestigiosas firmas a nivel internacional, tanto en su diseño como en su fabricación, debido a nuestra gran exigencia y profesionalidad acumulada generación tras generación.

A día de hoy, esta experiencia nos hace seguir colaborando con artistas de diversas disciplinas; accesorios, decoración, …

Nuestro objetivo durante estos más de 70 años de historia siempre ha sido acercar al público en general el trabajo artesanal del cuero, más allá de las tendencias y exclusividad del mundo de la moda. Así como reivindicar el carácter utilitario, que desde tiempos inmemoriales, ha tenido la creación de objetos con éste material de tan singulares características.